Portada > Voz del Embajador
Embajador Zhu Qingqiao publica artículo de opinión sobre situación en Hong Kong
2019/08/11

El embajador chino en México Zhu Qingqiao publicó el 10 de agosto en Reforma un artículo de opinión titulado "China defiende firmemente la prosperidad y estabilidad de Hong Kong". A continuación el texto completo del artículo.

La situación en la Región Administrativa Especial de Hong Kong ha despertado últimamente mucha atención de la comunidad internacional. En sus reportajes, algunos medios occidentales confunden lo justo erróneamente y deforman la realidad. Hoy quiero aclarar los hechos a los lectores de Reforma, esperando que el pueblo mexicano tenga un conocimiento certero sobre el asunto.

Origen de la situación. Desde junio, el gobierno de Hong Kong presentó las enmiendas a la Ordenanza de Delincuentes Fugitivos y la Ordenanza de Asistencia Legal Mutua en Asuntos Penales, para resolver su problema de no poder realizar la cooperación judicial con países y regiones con los que no tiene acuerdos firmados al respecto. Las enmiendas están destinadas a llenar los vacíos legales y a defender el imperio de la ley y la justicia.

A algunos ciudadanos locales les falta conocimiento sobre las leyes y el sistema judicial de la parte continental de China, además, debido a los reportajes engañosos de varios medios locales que difundieron rumores, se produjeron manifestaciones en contra de las modificaciones. El 15 de junio, el gobierno local decidió suspender las enmiendas, pero ciertos individuos y organizaciones no dejaron de mentir, calumniar e incitar, lo que provocó la escalada de las manifestaciones, que se tornaron violentas.

Reflexión sobre la violencia. Hong Kong es uno de los lugares con mayor libertad del mundo, pero eso no significa que alguien pueda hacer todo lo que quiere. Las opiniones y quejas sobre el gobierno deben ser expresadas por vías justas y razonables, y en ningún país será permitido recurrir a la violencia.

En las manifestaciones, algunas personas asaltaron el Complejo del Consejo Legislativo, provocaron incendios, lanzaron bombas, obstruyeron el tránsito, atacaron a la policía, e incluso les mordieron los dedos. Algunos radicales insultaron la bandera y el emblema nacional, y el de Hong Kong. Los “independentistas de Hong Kong” incluso sacaron la bandera durante la época de colonización británica. Es un desafío abierto a la soberanía y dignidad de China, que toca línea de fondo del principio de “un país, dos sistemas”, y ostenta la característica de una “revolución de color”.

Detrás de la complicada situación, está la intervención y manipulación de algunas fuerzas externas. Hay pruebas de que se ofrece en secreto a un reducido número de radicales apoyo financiero y técnico, y les ayudan a conspirar y llevar a cabo las violentas acciones. Debido al encubrimiento, tolerancia y apoyo de fuerzas intervencionistas extranjeras, las personas que se resisten a la ley con violencia se vuelven más extremas.

Principios del gobierno chino. Los hechos han demostrado que “un país, dos sistemas” ha logrado éxitos mundialmente reconocidos, y constituye el mejor plan para resolver el problema legado por la historia de Hong Kong y el mejor sistema para mantener la prosperidad y estabilidad duradera tras su retorno. China seguirá aplicando con firmeza dicha directriz.

El asunto de Hong Kong es puramente interno de China, y ningún gobierno, organización o individuos extranjeros tienen el derecho de interferir. La tarea más apremiante y primordial de este momento es detener la violencia, poner fin al caos y restablecer el orden. China nunca permitirá que fuerzas externas destruyan la prosperidad y estabilidad de la región, e insta a los países pertinentes a que cumplan el derecho internacional y las normas básicas de las relaciones internacionales, respeten la soberanía china, y cesen inmediatamente la intervención de cualquier forma. Las autoridades centrales no se quedarán de brazos cruzados si la situación en Hong Kong se exacerba y cuentan con extensos métodos y fuerza suficiente para resolver rápidamente cualquier posible disturbio que ocurra.

Para sus Amigos :   
Imprimir