Superar Juntos las Dificultades Coyunturales para Crear un Futuro Compartido

2021/04/20

Intervención de S.E. Xi Jinping

Presidente de la República Popular China

en la Inauguración de la Conferencia Anual

del Foro de Boao para Asia 2021

Beijing, 20 de abril de 2021

Estimados Jefes de Estado y de Gobierno,
Estimados responsables de organizaciones internacionales,
Estimados miembros de la Junta Directiva del Foro de Boao para Asia,
Distinguidos invitados,
Señoras y señores, amigos todos:

“La verdadera amistad acerca a las personas, por muy lejos que estén”. Me es motivo de suma complacencia asistir a la Conferencia Anual del Foro de Boao para Asia 2021 y tener esta conferencia en la nube con todos ustedes. Ante todo, seáme permitido expresarles, en nombre del Gobierno y el pueblo chinos, y en el mío propio, una cálida bienvenida a todos los invitados que participan tanto en persona como en línea, junto con los cordiales saludos y mejores deseos a los viejos y nuevos amigos.

Este año marca el 20º aniversario del Foro. A lo largo de estas dos décadas, los países asiáticos venimos impulsando la integración económica regional en fomento del desarrollo socioeconómico, convirtiendo a Asia en la región de mayor dinamismo y potencial económico a nivel global. Los países asiáticos hemos trabajado junto con los demás países del mundo para hacer frente a las amenazas de seguridad tradicionales y no tradicionales como el terrorismo, el tsunami del Océano Índico, y la crisis financiera internacional, lo cual ha contribuido a la estabilidad y la seguridad regionales. Como importante miembro de la gran familia asiática, China viene profundizando la reforma y la apertura, y promoviendo activamente la cooperación regional, en un esfuerzo por progresar y desarrollarse de la mano con el resto de Asia y el mundo. Como testigo de la extraordinaria trayectoria de China, Asia y el mundo, el Foro ha ejercido una influencia significativa en el desarrollo de Asia y del mundo en conjunto.

Señoras y señores, amigos todos:

Esta conferencia anual se enmarca en un trasfondo especial. El lema “Un Mundo en Cambios: Trabajar Juntos para Reforzar la Gobernanza Global y Promover la Cooperación de la Franja y la Ruta” es lo más oportuno y relevante bajo las actuales circunstancias.

Hoy en día, los cambios nunca vistos en una centuria y la pandemia más devastadora del siglo implican para el mundo un período repleto de turbulencias, con crecientes factores de inestabilidad e incertidumbre. En la sociedad humana se incrementan los déficit de la gobernanza, la confianza, el desarrollo y la paz, y todavía queda un largo camino para alcanzar la paz universal y el desarrollo compartido. Asimismo, se mantiene la tendencia de la multipolarización mundial sin reversión radical y la globalización económica presenta una nueva resiliencia. Se están haciendo cada día más vehementes los llamados por defender el multilateralismo y reforzar la comunicación y la coordinación. La época que nos toca vivir está llena de desafíos, pero también de esperanzas.

¿Adónde va la sociedad humana? ¿Qué futuro dejaremos a las generaciones venideras? Frente a estos interrogantes trascendentales, debemos tomar decisiones responsables y sensatas partiendo de los intereses comunes de la humanidad.

China propone a los países dentro y fuera de Asia a responder los llamados de la época, enfrentar la pandemia con solidaridad y reforzar la gobernanza global, con miras a avanzar hacia la comunidad de futuro compartido de la humanidad.

— Necesitamos consultas en pie de igualdad para crear un futuro de ganancia compartida y beneficios para todos. La gobernanza global debe reflejar la cambiante configuración política y económica mundial, adaptarse a la tendencia histórica de paz, desarrollo, cooperación y ganancia compartida, y responder las necesidades reales frente a los desafíos globales. Con apego al principio de consultas extensivas, contribución conjunta y beneficios compartidos, debemos apostar por el verdadero multilateralismo e impulsar un desarrollo más justo y razonable del sistema de gobernanza global. Es imperativo defender el sistema internacional centrado en la ONU, el orden internacional basado en el derecho internacional y el sistema multilateral de comercio centrado en la OMC. Los asuntos internacionales deben ser abordados mediante consultas entre todos, y el futuro del mundo lo deciden todos los países trabajando juntos. No podemos dejar que uno o pocos países impongan sus reglas, ni que el unilateralismo de ciertos países prevalezca en todo el mundo. Lo que el mundo necesita es la justicia y no la hegemonía. Los grandes países deben actuar como tal, y tener un mayor sentido de responsabilidad.

— Necesitamos la apertura y la innovación para crear un futuro de desarrollo y prosperidad. La apertura es esencial para el desarrollo y el progreso, y también constituye la clave para la recuperación económica después de la pandemia. Hemos de promover la liberalización y la facilitación del comercio y la inversión, profundizar la integración económica regional, y consolidar las cadenas industriales y de suministro, datos y talentos, con vistas a construir una economía mundial abierta. Debemos profundizar las asociaciones globales interconectadas e impulsar la conectividad de las infraestructuras, a fin de mantener el fluido funcionamiento de la economía. Nos corresponde aprovechar las nuevas oportunidades históricas que nos trae la nueva ronda de revolución científico-tecnológica y transformaciones industriales, redoblar esfuerzos por desarrollar la economía digital, y fortalecer el intercambio y la cooperación en materia de inteligencia artificial, biomedicina y energía moderna, entre otras, para que los logros de la innovación científico-tecnológica beneficien mejor a todos los pueblos. En la era de la globalización económica, la apertura y la integración constituyen una tendencia histórica indetenible. Los intentos por el “levantamiento de muros” y el “desacoplamiento” van en contra de las leyes económicas y las reglas de mercado, y terminarán perjudicando a los ajenos sin beneficiarse a sí mismos.

— Necesitamos la solidaridad y la cooperación para crear un futuro sano y seguro. En el combate en curso contra COVID-19, la victoria nos llegará tarde o temprano. Nos es imperativo poner la vida y la salud del pueblo por encima de todo, compartir con mayor agilidad la información y reforzar los esfuerzos colectivos de control, fortalecer la cooperación en salud pública, así como poner en pleno juego el papel clave de la OMS. Nos es menester fortalecer la cooperación internacional en investigación, desarrollo, producción y distribución de las vacunas, aumentar su accesibilidad y asequibilidad a favor de los países en desarrollo para que sean verdaderamente accesibles y asequibles para todos los pueblos. Se nos exige mejorar la gobernanza global de seguridad de salud pública para construir juntos la comunidad global de salud para todos. Hemos de adherirnos a la concepción del desarrollo verde, promover conjuntamente la cooperación internacional sobre el cambio climático y redoblar esfuerzos por implementar el Acuerdo de París. Nos incumbe seguir el principio de responsabilidades comunes pero diferenciadas, y atender las preocupaciones de los países en vías de desarrollo en financiamiento, tecnologías y construcción de capacidades.

— Necesitamos velar por a la justicia para crear un futuro de respeto mutuo y aprendizaje recíproco. La diversidad es lo que define nuestro mundo y hace que la civilización humana sea fascinante. La pandemia de COVID-19 nos ha advertido con mayor claridad a los pueblos del mundo la importancia de repudiar la mentalidad de Guerra Fría y de juego de suma cero, y de rechazar cualquier forma de nueva “Guerra Fría” y confrontación ideológica. Las relaciones interestatales deben regirse por los principios de trato en pie de igualdad, respeto mutuo y confianza recíproca. Mandar a los demás o intervenir en los asuntos internos de otros países no cuenta con ningún apoyo. Debemos abogar por la paz, el desarrollo, la equidad, la justicia, la democracia y la libertad, como valores comunes de la humanidad, y fomentar el intercambio y el aprendizaje mutuos entre las diversas civilizaciones para promover el progreso común de la civilización humana.

Aquí, quisiera anunciar que, en cuanto la pandemia esté bajo control, China auspiciará la segunda Conferencia sobre Diálogo de Civilizaciones Asiáticas para promover el diálogo entre las civilizaciones en Asia y en el resto del mundo.

Señoras y señores, amigos todos:

En varias ocasiones, he afirmado que la Iniciativa de la Franja y la Ruta es una gran vía pública abierta a todos en lugar de un sendero privado perteneciente a uno solo. Todos los países interesados son bienvenidos a tomar parte en la cooperación y compartir sus beneficios. En la cooperación de la Franja y la Ruta, lo que se busca es fomentar el desarrollo y los beneficios mutuos y transmitir un mensaje de esperanza.

De cara al futuro, continuaremos trabajando con otras partes por una cooperación de la Franja y la Ruta de alta calidad. Seguiremos los principios de consultas extensivas, contribución conjunta y beneficios compartidos y promoveremos el concepto de cooperación abierta, verde y limpia, en aras de que sea de alto estándar, centrada en el pueblo y sostenible la cooperación de la Franja y la Ruta.

—Vamos a construir una asociación más estrecha de cooperación sanitaria. Las empresas chinas ya han empezado la producción conjunta de las vacunas en los países participantes de la Iniciativa de la Franja y la Ruta como Indonesia, Brasil, Emiratos Árabes Unidos, Malasia, Pakistán y Turquía. Vamos a ensanchar la cooperación con las diversas partes en el control de las enfermedades infecciosas, la salud pública, la medicina tradicional y otras áreas para proteger juntos la vida y la salud de los pueblos de todos los países.

—Vamos a construir una asociación más estrecha de conectividad. China va a trabajar con todas las partes para promover la “conectividad física” de infraestructuras y la “conectividad blanda” de normas y estándares, asegurar canales expeditos para la cooperación comercial y en inversiones, y desarrollar activamente el comercio electrónico de la Ruta de la Seda, en un esfuerzo conjunto por abrir brillantes perspectivas por el desarrollo integrado.

— Vamos a construir una asociación más estrecha de desarrollo verde. Vamos a fortalecer la cooperación en materia de infraestructuras verdes, energías verdes y finanzas verdes, y mejorar la Coalición Internacional de Desarrollo Verde de la Franja y la Ruta, los Principios de Inversión Verde y otras plataformas de cooperación multilateral, con miras a hacer del verde una característica definitoria de la cooperación de la Franja y la Ruta.

— Vamos a construir una asociación más estrecha de apertura e inclusión. Según un reporte del Banco Mundial, hasta 2030, la construcción conjunta de la Franja y la Ruta podría ayudar a 7,6 millones de personas a salir de la pobreza extrema, y a 32 millones de personas de la pobreza moderada. En virtud del espíritu de apertura e inclusión, vamos a esforzarnos junto con todos los países dispuestos a participar, para hacer de la Franja y la Ruta un camino hacia el alivio de la pobreza y el crecimiento, aportando así contribuciones a la prosperidad común de la humanidad.

Señoras y señores, amigos todos:

El año 2021 marca el centenario de la fundación del PCCh. A lo largo del último siglo, el PCCh se ha enfrascado en una búsqueda incansable de la felicidad del pueblo chino, la revigoriazación de la nación china y el bien común del mundo. En este proceso, la nación china ha dado un gran salto de la puesta en pie, a una modesta prosperidad y a una naciente fortaleza, y ha aportado importantes contribuciones a la civilización y el progreso de la humanidad. China seguirá desempeñando su papel como constructor de la paz mundial, contribuyente al desarrollo global y defensor del orden internacional.

China seguirá comprometida con la paz, el desarrollo, la cooperación y la ganancia compartida, ensanchará la cooperación amistosa con otros países sobre la base de los Cinco Principios de Coexistencia Pacífica, y promoverá activamente la edificación del nuevo tipo de relaciones internacionales. China va a seguir desarrollando cooperación antiepidémica con la OMS y otros países, honrar nuestro compromiso de hacer de las vacunas un bien público global y proporcionar mayor ayuda a los países en desarrollo en su lucha contra la pandemia. Sin importar cuán fuerte sea, China jamás procurará la hegemonía, la expansión y la esfera de influencia, ni participará en la carrera de armamentos. China va a participar activamente en la cooperación multilateral en comercio e inversión, implementar cabalmente la Ley de Inversión Extranjera y los reglamentos complementarios, acortar aún más la lista negativa para la inversión extranjera, promover la construcción del Puerto de Libre Comercio de Hainan y desarrollar nuevos sistemas para una economía abierta de estándar más elevado. Todos son bienvenidos a compartir las enormes oportunidades del mercado chino.

Señoras y señores, amgios todos:

“Al zarpar juntos, podremos navegar con el viento, surcar las olas y afrontar el viaje de diez mil millas”. Es posible que encontremos olas tormentosas y rápidos peligrosos, pero mientras aunemos esfuerzos y mantengamos la dirección acertada, el buque gigante del desarrollo de la sociedad humana navegará hacia un porvenir más brillante.

Gracias.

 Para sus Amigos   Imprimir

Contáctenos en la siguiente dirección: Chaoyangmen Nan Dajie 2, Distrito Chaoyang, Beijing, 100701 Teléfono: 86-10-65961114